fbpx

Hoy, con el calor primaveral, el olor de flores y la energía en la piel quiero hablarte de un tema que te afecta a ti aunque no seas del todo consciente: Las emociones y la primavera, la astenia primaveral y que hacer para poder vivir en equilibrio esta época del año.

La emociones y la primavera pueden llegar a ser grandes amigas si sabemos que hacer en cuanto llega esta bonita estación. Me acuerdo hace años que vivía en un piso en donde se oían los pajaritos anidar en cuanto llegaba la primavera. Era realmente el anuncio de cambio estacional, y en esa época, para mi también significaba, la llegada de la Astenia Primaveral.

Por suerte esto ya ha cambiado y ahora la primavera tiene otro significado.

Cambios y más cambios en primavera

La Primavera es una hermosa estación con su explosión de luz y de color. Cambios de temperatura, lluvias, ropas más ligeras y energías de renovación que empiezan a inundar las calles.

Nadie queda indiferente a estas sensaciones y por lo tanto te van a afectar de una u otra manera. Ten en cuenta que el dicho popular de la “primavera la sangre altera” es una gran verdad.

Los cambios hormonales

Los días se están haciendo más largos, por lo tanto hay una mayor exposición al sol. Un aumento de horas solares que va a producir un aumento de serotonina, una hormona que se relaciona con los estados de ánimo positivos. Es lo que algunos llaman la hormona de la Felicidad. La producimos de forma natural, está dentro de nosotros. Lo único que tenemos que hacer es ayudar a nuestro cuerpo para que la produzca.

Ese aumento de serotonina es lo que hace que algunas personas noten esa energía desbordante en esta época. Más ganas de salir, de hacer actividades, de iniciar nuevos proyectos, de conocer a gente nueva.

Las horas de sol junto con la energía propia que trae la naturaleza inunda el ambiente.

La Astenia primaveral

Lo que ocurre es que no a todo el mundo le afecta de la misma manera, hay quien con la llegada de la primavera se siente triste, le inunda la apatía y el cansancio y se queda con esa sensación de que todo pesa muuuuucho.

Es lo que se conoce como Astenia Primaveral y que afecta cada vez a más personas en esta época del año.

La astenia primaveral no es ninguna enfermedad, es lo que se llama un síndrome, o sea, un conjunto de síntomas que se presentan más o menos juntos. Efectivamente cada persona tiene uno o varios síntomas físicos y psíquicos juntos, un poco indeterminados e imprecisos.  

La Astenia Primaveral es un ciclo que suele durar unos dias o semanas en los que el cuerpo necesita un tiempo para aclimatarse. Aunque cuando la sufres te preguntas porqué mi vecino está eufórico y yo estoy en el sofá viendo la ventana y con un paquete de Kleenex al lado por si me vuelve a dar un ataque de tristeza viendo simplemente pasar un pajarito.

Causas de la Astenia primaveral

Parece ser que las causantes de este síndrome son un desequilibrio en sangre de las beta-endorfinas, junto a cambios hormonales, mal regulados, debidos a ese desequilibrio. Bueno… hay quien dice que es exactamente al revés, o sea los cambios hormonales provocan un desequilibrio de las beta-endorfinas…..

Total, que entre hormonas cambiantes y desequilibrios en sangre entramos en un bucle que afecta también al sistema inmunológico, por tanto más alergias, más infecciones, nuestras emociones entran en juego y aumenta el estrés y en este pequeño caos que nos afecta la mente y el cuerpo… entramos en la Primavera. Ole tu!

Como combatir la Astenia y mejorar nuestro sistema Emocional

Caos hormonal aparte, lo que es seguro es que si no hay un equilibrio mental, emocional y corporal es una estación que resulta dificil recibirla. Viene cargada de energía, lo revoluciona todo. Y eso es precisamente lo hermoso.

La llegada de la primavera tanto para prevenir la Astenia como para recibirla en todo su esplendor y que juegue a favor nuestro hay que recibirla desde todo nuestro Ser.

Eso es, desde el cuerpo, la mente, las emociones y la energía que nos conecta con la Naturaleza. Desde una visión holística podremos gestionar este cambio estacional y recibirlo exultantes de energía.

Nuestro cuerpo en Primavera

Quien desee profundizar en la medicina, deberá considerar las estaciones del año y el efecto que cada una produce

Esta frase dicha por Hipócrates el padre de la medicina Occidental, parece olvidada por algunos de los médicos actuales. No en cambio por la medicina Oriental que sí, se ocupa de una manera totalmente holística de nuestro Ser.

En el comienzo de la primavera el órgano que más sufre es el hígado ya que esta estación lo potencia. La primavera invita a cerrar ciclos y a abrir de nuevos. Propicia nuevas ideas, proyectos y es un buen momento para plantearse nuevos propósitos. Y el hígado está conectado con toda esta energía.

Por tanto un hígado débil no produce la suficiente energía para esta pequeña vorágine, así que lo que causa en tu cuerpo, si el hígado no está fuerte, es cansancio, apatía, tristeza. El órgano no puede asimilar la carga energética que representa el comienzo de esta nueva estación.

Queda afectado tu cuerpo y por ende también tus emociones. Una emociones que están más preocupadas protegiendo a tu cuerpo, y que por lo tanto no son emociones equilibradas.

Cambia la alimentación

Si sientes Astenia Primaveral te recomiendo que te acerques a algún profesional que te ayude a depurar bien el hígado y te dé una dieta adecuada. Busca a un profesional consciente de que es la Astenia primaveral (no sirve con que te den un bote de jalea real…)

Lo que si te puedo dar, desde mi propia experiencia, es los consejos y las práctica que yo misma me aplico para esta época del año.

Dale un respiro al hígado

Es el momento de cuidar el hígado y darle un buen respiro por lo tanto lo primero es disminuir la ingesta de alcohol, si la puedes eliminar totalmente durante al menos 21 dias sería lo ideal.

Elimina también las comidas grasas y de dificil digestión. Los fritos y aquello que realmente satura a tu hígado. Empieza a variar la alimentación hacia lo que la nueva estación demanda.

Nuevos alimentos a introducir

Empieza introduciendo cereales integrales que sean ligeros y depurativos.

Introduce en tu dieta más verduras especialmente las verdes como el apio, brócoli, puerro, nabos. Mejor en ensaladas o al vapor.

Las Algas de Mar en pequeñas cantidades te ayudan a limpiar y desintoxicar la sangre. La Chlorella es una de ellas, ayuda a depurar el organismo y eliminar toxinas.

Introduce las frutas que te trae esta nueva estación, endúlzate con ellas y asimila las vitaminas y la energía que te traen.

Infusiones y antixiodantes

Infusiones depurativas como el té verde, el diente de león o el tomillo te ayudarán a depurar el organismo, aumentar el consumo de líquidos y empieza a sentirte mejor.

Ejercicio al aire libre

Además de la alimentación aumenta el ejercicio que hagas al aire libre, correr, pasear o practicar yoga, ahora es el momento de hacerlo fuera. Que te toque el sol y el aire.

Las emociones y la primavera

Ahora que ya tienes claro tu plan de acción para tu cuerpo vamos a ver que hacemos a nivel emocional.

Las emociones no se pueden ver como un ente aislado, las emociones funcionan como parte de tu Ser. Por lo tanto cualquier cosa que incida en tu Ser afectará a tus emociones. De allí la importancia de cuidar la alimentación y nuestro cuerpo. Por eso he querido empezar por allí.

De todas maneras, no sólo con esto ya tenemos nuestras emociones equilibradas. Hacer una limpieza de nuestro hígado, comer más sano y hacer ejercicio al aire libre te ayudará muchísimo. Ahora también estará bien que te ocupes de la parte más etérea, más mental, más emocional y más espiritual.

Aquella parte donde las emociones están directamente vinculadas. De esta manera podrás realmente hacer una buena gestión de tus emociones en primavera y disfrutar de esta magnifica estación en toda su inmensidad.

1.- Dedícate tiempo a ti

Eres la persona más importante de tu vida, estar en equilibrio, llevar tranquilidad en tus acciones y cargarte de la energía que puede aportarte la primavera te ayuda a ti y a la vez también a aquellos que tienes a tu alrededor.

Hazlo por ti y también por aquellos que amas. Dedícate un poquito de tiempo. Esos momentos que te has dedicado a ti, a mejorar, a cuidarte, revierte en tiempo de calidad con los tuyos, tiempo de tranquilidad y de amor.

2.- Rutinas estables

Procura mantener tus rutinas de horas de sueño y comida estables, en esta época de aumento de horas de sol es fácil alterarlas y descompensarlas. Las rutinas ayudan a que las emociones se equilibren.

Piensa que las emociones y la primavera ayudan a alterar los ritmos habituales, procura mantener el máximo de estabilidad con los horarios.

3.- Retoma el contacto con personas

Una de las actividades que ayuda a mantener una buena salud emocional es tener una vida social equilibrada. El contacto con los demás, tener relaciones, buenas y satisfactorias te ayudará. Haz un ejercicio a favor de ello.

Mira a quien de tus relaciones has dejado más olvidada durante el invierno. Aproxímate y retoma esta relación.

Si piensas que no hay nadie entonces haz alguna actividad que implique el contacto con personas que tengan alguna afición en común contigo.  

4.- Conecta con la naturaleza desde un estado consciente

La conexión con la naturaleza y el aire libre nos equilibra a nivel emocional. Haz paseos por el campo, por la playa de forma consciente. Puedes meditar o simplemente pasear observando la naturaleza, las flores, el cielo. Déjate ir, respira y siente la energía renovadora.

Pon el foco en la naturaleza, simplemente observa. Si aparecen otros pensamientos déjalos ir y proponte simplemente disfrutar del maravilloso espectáculo que nos brinda la Naturaleza: mira las flores, sus colores, el mar, su movimiento. Déjate transportar y sentir esa energía.

5.- Haz tu lista de ilusiones de primavera

Es un buen momento de inicio de proyectos, así que para conectar con la energía de la primavera siéntate tranquilamente para preparar tu lista de «ilusiones de primavera».

Haz un mural con ellas, llénalo de flores, píntalo, recorta fotos alegres. Trabaja con estos propósitos primaverales e inúndalos de color, de energía.

6.- Ritual de bienvenida a la primavera

Como he dicho antes la primavera es un momento de cierre de ciclos y resurgir de nuevos. Es el momento del nacimiento de la energía renovadora así que te invito a hacer algún ritual de bienvenida de la primavera.

Te voy a contar el mío y hazlo como te dicte el corazón: Suelo hacerlo el día de inicio de la primavera, aunque puedes buscar otro día si ya se te ha pasado.

Primero realiza un pequeño paseo por la playa o el campo para reconectar con la energía que trae la naturaleza. Luego en casa o si encuentras un sitio apropiado fuera al exterior haz una meditación de despedida del invierno. Dale las gracias de lo que te ha aportado, de recogimiento, de interiorización, de aprendizaje. Y conéctate con la energía de renacimiento que trae la primavera. Visualiza como brotan los tallos verdes, las flores y observa como esa energía te inunda, eres parte de ella y hace brotar en ti la energía renovadora.

Conclusión

Cuidando tu alimentación y tu cuerpo, más estas seis estrategias emocionales ya puedes entrar en la estación del año que te trae la energía explosiva del renacer.

De esta manera las emociones y la primavera serán un momento especial y para celebrar.

Cuéntame, ¿tienes o has tenido Astenia primaveral? ¿se te revolucionan las emociones en primavera?. Pon en práctica estas estrategias y me cuentas.

Un fuerte abrazo

Adriana

Tu Coach en el Mar

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

También te puede interesar

10 Estrategias para mejorar tu Gestion emocional

Como mejorar la Consciencia Emocional

Como gestionar tu Ira