fbpx

Buenooooo ya llevamos siete semanas viviendo en el barco. La adaptación ha sido realmente fácil, al fin y al cabo ya teníamos la experiencia de vivir en el barco. La planificación diaria y la mirada en nuestro objetivo es ahora más importante que nunca. Estamos contentos, va avanzando, aunque no sea al ritmo que deseáramos, la cuestión es que ya no hay parones, ni sorpresas jejejeje y de esta manera empezamos a vivir sin prisas y disfrutando, que al fin y al cabo es de lo que se trata :)…… Ya falta poco para la marcha definitiva… se acerca poco a poco.


Mientras tanto estamos terminando con los preparativos. Con todas las reformas y cambios que estamos haciendo nos damos realmente cuenta de la importancia de conocer bien el barco. No sabemos que nos podemos encontrar por el mundo navegando con nuestro velero y tener la capacidad de poder reparar nosotros mismos casi cualquier avería nos da tranquilidad.

Vivir en el barco y navegar. Nuestro sueño

Estas últimas semanas hemos estado hablando mucho de lo que hemos vivido y como lo hemos hecho. De alguna manera la tensión que producen los retrasos, las sorpresas inesperadas, nos ha hecho reflexionar. Darnos cuenta de cuanto deseamos nuestro sueño y cuan dispuestos estamos a luchar por él. Y…. ¡!Lo tenemos claro!! Esto es lo que queremos y lo que cada vez nos afirma más en nuestro camino y en la vida que hemos emprendido. Los sueños están para cumplirlos, y si, es verdad que aparecen obstáculos. La cuestión es como miramos estos obstáculos y como los gestionamos. Aprender del camino y de todo lo que va surgiendo.

Un camino a recorrer

La sociedad que vivimos ahora, en donde la conexión es inmediata, la velocidad es un atributo que se premia sin sentido, la inmediatez, aprietas un botón y lo tienes… Ir con prisas “queda bien” es de persona importante. Cuanto más estresado vayas, más importante eres, y más importante es tu cargo… por lo tanto hay que ir con prisas, saludar a la vez que miras el teléfono, no escuchar, ni mirar casi al que te saluda e irte con un… “lo siento es que tengo una reunión, me están esperando, voy tarde” … Al final ir con prisas, se acaba convirtiendo en un hábito, acabas viviendo en la urgencia, sin tiempo para planificar, para pensar… y lo peor, ni para vivir.
¿es así como quieres vivir?…. ¿… donde queda el disfrute? Sin tiempo para saborear, la comida pierde su placer. Una puesta de sol necesita el tiempo que el astro rey se toma para desaparecer, lentamente, debajo del horizonte, dejando tras de si cielos espectaculares. Aprender significa interiorizar, tomar conciencia, conocerte y eso requiere tiempo.

Vivir en el futuro versus vivir en el presente

Para empezar… ¿es verdad que vivir así es de “importante”?. Pues para empezar te diría que quien vive así vive en el futuro. Siempre está en el futuro y por lo tanto eso no llega nunca, es como una persecución de algo que no existe. Lo único que existe es el presente. Y para vivir el presente hay que pararse y vivirlo de una manera consciente. En el presente surge la creatividad, se encuentran soluciones, hay sosiego y calma y siempre hay una sonrisa.
Durante muchos años he visto gente con un gran potencial que lo pierde todo por la búsqueda de los resultados inmediatos y la falta de constancia. Tiran la toalla enseguida, sin pararse a pensar, ni darse ellos mismos la posibilidad de llegar al siguiente escalón. Solo ven a los que han llegado, sin pensar en lo que han hecho para llegar allí. Eso sí… están estresadísimos y nunca tienen tiempo para nada….

¿Qué hacer?…

Pues aquí te dejo algunos tips para empezar a reflexionar…

Prioriza

Para empezar hay que priorizar, aprender a saber que es importante y que es urgente. Algunos de mis clientes en cuanto se dan cuenta de como organizarse y priorizar sus actividades les cambia la vida. Se coherente contigo mismo, conoce tus valores y conocerás tus prioridades y organiza tu agenda acorde a ello

Organiza tu agenda

Organizar tu agenda, significa organizar tu tiempo. Si tu no tienes claro tu agenda, los demás serán los que te la organicen… y tu tiempo es tuyo y también tu vida. Conoce y aprende como organizar bien una agenda y cada mañana tómate dos minutos para repasarla. Sólo dos minutos y verás el cambio…

Dedícate a ti

Con tu agenda organizada te será fácil. Dedícate tiempo a ti, a tus cosas, y tendrás tiempo para todos. Para ello hay veces que hay que decir que no. Ahora no, sí que puedo tal día, tal hora… tu agenda es tu tiempo y el tiempo es lo más preciado. Desconecta de las redes sociales, del teléfono y vete a tu lugar preferido a meditar. Para, frena y verás como tienes más fuerzas para continuar.

Medita cada día


Si no lo haces ya, aprende a meditar, a respirar pausadamente, aunque sólo sea 1 minuto diario… verás como poco a poco van cambiando las cosas, tu realidad. Son cambios lentos y duraderos que te van a permitir vivir mejor.

Y unas fotografías…

Mientras reflexionas te dejo unas fotografías que hemos hecho en la playa……Me maravillo de los momentos que nos tomamos al amanecer o al atardecer para disfrutar de la naturaleza. Nos deleitamos con unas vistas magnificas, cada día distintas, sorprendentes. Son momentos mágicos, para meditar, para agradecer lo que tenemos, la vida es una y hay que abrazarla en toda su intensidad. Son un regalo. Espero que los disfrutes 😊

 

 

El placer lento de las velas

Si te ha gustado…. Compártelo… déjame algún comentario.

 

 

Graaaaaaaaacias, un cálido y gran abrazo

 

 

 

 

 

Adriana, tu coach en el mar